Puesta a punto después del verano

 Lo hemos pasado muy bien en verano. Seguro que has disfrutado de largos paseos bajo el sol, de días de piscina y playa. Todo esto pasa factura a nuestro cabello y sobre todo a nuestra piel que hemos tenido durante más tiempo expuesta a los rallos del sol. Los días son cada vez más cortos y en breve tendremos aquí el otoño. Por lo que nos prepararnos para recibirlo como Dios manda. Hay ciertos tratamientos que podemos realizar para reparar la piel y el cabello de los agentes externos del verano y prepararla para un frío invierno.

Nuestro cabello se ha podido aclarar por el sol o dañar con el cloro de las piscinas o el salitre del mar. Pero además debemos de contar con que en los equinocios, en este caso el de otoño, el cabello es propenso a perder fuerza y a caerse. Por ello es aconsejable tomar algún complejo vitamínico, como el que nos ofrece Densilogy de Inneòve  que mejore la salud de nuestro pelo. Además lo notaremos también en las uñas. Por otro lado debemos utilizar un champú nutritivo y acompañarlo una vez a la semana de una mascarilla que lo reparará en profundidad. Loreal tiene una gama, Expert Solar Sublime, que te ayudará a repararlo.

La piel es el órgano más amplio de nuestro cuerpo, y muchas veces el más olvidado. La exposición continua al sol puede deshidratar nuestra piel y nos hace perder la textura y luminosidad. Al volver de las vacaciones es importante hacernos un peeling corporal. Además de eliminar células muertas conseguiremos que al aplicarnos la crema hidratante nos nutra más.

El rostro es el gran afectado del verano. Hemos pasado muchos días al aire libre y eso pasa factura. Debemos realizarnos una higiene facial en algún centro especializado para limpiar poros, retirar pieles muertas y lograr que nuestra piel resplandezca de nuevo. Pero si además nos han salido manchas por el sol, entonces son palabras mayores.   Podemos tratarlas en casa con productos despigmentantes como los que nos ofrece Clinique para conseguir un tono más uniforme. Si son manchas más persistentes o profundas puedes acudir a centros especializados como la Clinica planas donde te realizaran un estudio y te plantean la mejor solución para tu problema.

Por último, pero no menos importante, tener en cuenta que debemos mantener una alimentación adecuada y una rutina en la higiene y tratamiento de nuestro rostro y cabello para que los beneficios que estos tratamientos nos aportan se alargen lo máximo en el tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *