Ponte guapa este invierno desde casa

No hace falta que nos gastemos un dineral en acondicionar nuestro cuerpo a las nuevas condiciones climatológicas que el invierno trae.

La falta de horas de luz y la bajada de temperaturas, son elementos que afectan a nuestra piel, pelo y estado de animo, por eso os ofrecemos algunos consejos que podéis seguir para que vuestro cuerpo y mente se acondicionen a esta estación y luzcáis espléndidas.

El cambio de ánimos es algo normal en esta estación, conocido como Trastorno Afectivo Emocional se produce porque hace mal tiempo, oscurece antes… Científicamente hablando, la luz natural activa la serotonina, dopamina y la noradrenalina, neurotransmisores que nos estimulan, al faltar luz natural, la actividad se ralentiza y la menor actividad puede derivar en estados de cansancio e inapetencia, por ello podemos recurrir a la Fototerapia que se realiza con una caja de luz que emite radiación brillante y filtra rayos ultravioletas mejorando la secreción de melatonina y disminuyen el numero de hormonas responsables del estrés.

Otra consecuencia del invierno es el cambio alimenticio, en verano solemos comer alimentos más ligeros, frutas y verduras que aportan más micronutrientes. En invierno optamos por otros tipos de comidas que no aportan más que calorías y no aminoácidos tan importantes como la tirosina que se encarga de avivar los neurotransmisores que controlan el animo, la atención, concentración… También debemos revisar en nuestra dieta alimentos que contengan y magnesio que nos ayudan a combatir la fatiga mental.

Las uñas y la piel sufren también la llegada del frío por ello es conveniente tomar pastillas que contengan selenio y vitaminas B2, B3, B6, E y zinc para que se refuercen.

En el caso de la piel, las calefacciones hacen que la piel se reseque por eso os recomendamos una crema hecha a base de ácido hialurónico y colágeno marino, Expert Hialurónico de Forté Pharma que te ayudará a combatir las pieles resecas, además de utilizar un maquillaje especial para esta estación que aporte hidratación.

Los maquilladores profesionales recomiendan la aplicación de una crema hidratante, un filtro solar y posteriormente la base del maquillaje.

Para las ojeras, os dimos algunos trucos en post anteriores, pero el uso de un iluminador, es esencial, ya que en esta estación son más pronunciadas, tampoco debemos recargar la mirada con sombras oscuras, sino con colores eléctricos y pasteles.

En cuanto al cabello, sí lo tienes  reseco puedes optar por tratamientos como el de jean luis david con el que podrás regenerar y nutrir tu melena.

Si la humedad hace que se encrespe puede hacerte el alisado japonés que lo evita totalmente, alisado de queratina con el que conseguirás volumen sin encrespamiento, ambos tratamientos rondan entre los 200 y 500 euros.

Para evitar la caída, debemos recurrir a las vitaminas del grupo B que estimulan la renovación del cuero cabelludo desde las capas más profundas.

Hidrata tus labios con la llegada del frío

Uno de los principales problemas que ocasiona la entrada del otoño y del invierno, con las lluvias y la bajada de temperaturas, además de los resfriados, son las heridas y gritas en nuestros labios.

Esta zona de nuestro cuerpo es más sensible a los cambios metereológicos y suelen sufrir estos achaques que pueden tener una peor repercusión para las zonas que los rodean y el interior de nuestra boca, como la aparición de bacterias o llagas que dificulten la segregación de saliva y cause daños mayores.

Sí aún no hemos padecido este problema, estamos a tiempo de evitarlo siguiendo las recomendaciones que te damos.

Por ejemplo, cuando nos maquillamos pensamos que pintar nuestros labios les protegerán de cualquier daño externo, pero estamos equivocadas, si queremos que así sea debemos utilizar una base labial que tenga protección solar. Existen muchos cosméticos labiales que poseen una protección solar del 15 además de mostrar los colores más bonitos y mas a la última tu boca quedará protegida de los rayos del sol que en esta zona inciden más al carecer de melanina.

También debemos tener cuidado con nuestra pasta de dientes, en ocasiones pensamos que las grietas se deben al frío, pero puede ocurrir que nos causen reacción alérgica, por ello debemos dejar de utilizarla. Si no encontramos alguna que nos vaya bien, podemos utilizar bicarbonato para lavar los dientes, alternando su uso, ya que es un limpiador muy fuerte y puede dañarnos el esmalte si abusamos de él.

El cuidado de nuestra alimentación es esencial, ya que somos lo que comemos, en ocasiones las grietas en los labios pueden deberse a una carencia de vitamina B ó hierro, por eso la ingesta de alimentos que contengan estos nutrientes ayudarán a que no tengamos que sufrirlas.

Evitar fumar y comidas como la pimienta o la mostaza también será idóneo para no tener que sufrir este daño.

En el caso de que nuestros labios ya estén sufriendo las inclemencias del tiempo o de una mala alimentación podemos recurrir al oro líquido.

El aceite de oliva posee propiedades hidratantes que tienen una reacción espectacular en nuestro cuerpo, antes de acostarnos, podemos humedecer un algodón con aceite de oliva y aplicarlo sobre nuestros labios. Los resultados se reflejarán en pocos días.

Podemos fabricar una crema labial hidratante a base de cera de abejas y aceite de almendras. En un primer lugar debemos calentar la cera en un recipiente para posteriormente mezclarla con el aceite. Lo dejaremos enfriar y obtendremos una crema que podremos aplicar siempre que notemos los labios resecos.

Un remedio algo más enfarragoso es el de utilizar manteca de cerdo, durante tres veces al día aplicaremos la grasa de la manteca sobre nuestros labios. Rápidamente podremos observar como las grietas desaparecen y nuestros labios recuperan el aspecto saludable además de una sensación de mayor voluminosidad.

Cafeína, tu amigo express para eliminar la celulítis

Desde los años 70 el uso de la cafeína en cremas adelgazantes y en productos anticelulíticos se convirtió en imprescindible.

La cafeína, molécula perteneciente a la familia de las metilxantinas, es un potente agente lipolítico que estimula la eliminación de las grasas y tiene un gran efecto drenante, además de poseer características estimulantes.

Está cargada de polifenoles, que son potentes antioxidantes que frenan el envejecimiento celular y aumentan la vigilancia del mismo mediante el apoyo a la secreción de noradrenalina, que es un neurotransmisor del cerebro.

Aplicada sobre nuestro cuerpo, la cafeína es de color blanco y contribuye eficazmente a la disolución de la grasa almacenada.

Cuando el equilibrio entre la eliminación (lipólisis)y el almacenamiento (lipogénesis) de las grasas se desajusta, los adipositos acumulan las grasas. Al mismo tiempo, el exceso de glucosa endurece las fibras de colágeno alterando la elasticidad de la piel y entonces es cuando comienza aparecer la tan odiada piel de naranja.

En su estado natural, la cafeína se presenta en forma de cristales que son difíciles de disolver, por ello se utiliza acompañada de alcohol para favorecer la absorción aunque en la actualidad muchas casas cosméticas las combinan con polioles o glicoles que no dejan la piel tan seca.

Algunos tratamientos anticelulíticos que continúan utilizando el alcohol y que tienen buenos resultados contra la celulitis rebelde son: Lift-Minceur Haute Définition de Clarins (50€) ó Morpho-Slim Concentrado Anti-Celulítico de Lierac (48 €) es también  un gran aliado.

La eficacia de la cafeína puede activarse incorporando otros elementos en su tratamiento que potencien sus efectos. Por ejemplo, en Biotherm, han creado un complejo exclusivo conocido como Adiposvelty Tm, que incluye el aceite de semillas de granadas y el estracto de loto para acelerar el efecto drenante de la cafeína.

La casa Roc apuesta por el Foskolin que refuerza la acción de la cafeína para actuar de lleno en las células adiposas.

A continuación os ofrecemos algunos tratamientos que contienen cafeína y que son efectivos para eliminar la celulitis sin necesidad de pasar por quirófano ni hacer dietas sacrificadas. El uso continuado de estos productos, una dieta sana y variada y la práctica de algún deporte permitirán que veas como se estiliza tu figura en menos de un mes.

Para todo tipo de celulitis, te recomendamos Silhouessence de Sensilis(36€), sí tu celulitis esta relacionada directamente con la retención de líquidos Vichy ha lanzado al mercado Aqua Destock (26€) y para aquellas que quieran modelar y esculpir su figura reduciendo volumen, Capuccinni ha mezclado extractos de glaucium, algas y cafeína para crear Perfect Forms Svelte Coach de Germaine (36€).

Olvídate de las ojeras

Por cansancio, por estrés ó por genética podemos mostrar en nuestro rostro, las tan antiestéticas ojeras.

Esa coloración más oscura debajo de nuestros ojos o incluso en la parte superior del párpado da un aspecto poco saludable e incluso demacrado a nuestra cara, dibujando una mirada triste y perdida.

Sí aun no las tienes, te damos algunos consejos para evitar que sean visibles.

Por ejemplo, tener una dieta en la que los aportes de vitaminas A, B y C, el zinc, el calcio y el fósforo sean esenciales, ya que ayudan a la hidratación y rejuvenecimiento de nuestra piel. Algunos de los alimentos a los que podemos recurrir para ello son las espinacas, zanahorias, tomates, soja, cereales integrales…

Descansar y dormir las horas necesarias es fundamental para evitar su aparición.

La exposición al sol es otra causa que origina que esta zona de la piel sufra alteraciones, por ello, debemos evitar tomar el sol en las horas puntas así como proteger esta zona con un protector solar, durante todo el año.

Sí se toman ciertos medicamentos como los antidepresivos, que son fotosensibilizantes, también debemos evitar la exposición al sol ya que la piel es más sensible al sol.

Evitar golpes y frotar esa zona es recomendable, ya que la dermis es más fina y los vasos sanguíneos que la componen tienden a romperse.

En el caso de que las padezcas, existen multitud de plantas que te ayudaran a eliminarlas progresivamente. La Fitoterapia es un tratamiento realizado mediante hierbas y hortalizas que ayudan a blanquear y reducir la hinchazón de las ojeras sin necesidad de recurrir al láser o a la cirugía.

Sí queremos blanquear la zona, utilizando perejil o el zumo del limón o la rayadura de zanahoria podremos notar los efectos. En el caso del limón deberemos aplicar unas gotas de su zumo en la zona de forma diaria, mientras que con el perejil y la zanahoria deberemos preparar una pasta que dejaremos sobre esta zona 15 minutos para posteriormente lavarnos con agua muy fría.

Sí nuestro problema esta más relacionado con la hinchazón deberemos recurrir a las infusiones de té ó manzanilla. Aplicándolas con una gasa sobre la zona durante 15 minutos diariamente, antes de ir a dormir favoreceremos a que la zona inflamada baje.

También podemos aplicar aceite de almendras sobre este área ya que tiene propiedades que relajan la zona.

El pepino y la patata, cortados en rodajas y puestos sobre esta zona durante diez minutos diariamente ayudan a la desinflamación de los párpados.

La Mejorana ó Origanum Mejorana se utiliza para este problema, machacando unas hojas y mezclándolas con miel, obtendremos una pasta que deberemos aplicar en esta zona durante diez minutos para posteriormente aclarar con abundante agua fría.

El uso continuado de estos remedios ayudaran a la atenuación e incluso eliminación de las tan antiestéticas ojeras y te proporcionarán un aspecto más brillante a tu rostro.

Este otoño, Rock & Roll

Durante este verano han reinado los colores fluor y las transparencias.Todas las prendas marcaban estilo cuando el rosa, verde o amarillo más chillón las coloreaban.

Bikinis, leggins, shorts, camisetas… han dejado que el moreno tomado en la playa resaltase más con la combinación de estos colores.

También las transparencias han estado presentes en nuestro vestuario, insinuando un interior, pero nunca llegándolo a mostrar, han dado un toque picante a nuestro estilo.

Pero esta ha sido la moda del verano, y cómo la estación ya ha pasado, a estos estilismos les sucede lo mismo.

El otoño abre una tendencia diferente qué nada tiene que ver que los colores tan llamativos.

El negro, rojo y el verde militar se convierten en los protagonistas de nuestro armario.

Parece que todos los diseñadores se han centrado en la época de los ochenta y rinden homenaje al Rock & Roll.

Regresa la temática rockera, en donde lentejuelas, tachuelas, picos, ropas rasgadas y cadenas son los adornos que decoraran los pantalones y camisetas que nos pongamos.

Los logos de grupos tan conocidos como The Rollings Stones, Kiss o AC/DC son las imágenes impresas en muchas de las camisetas que veremos en el mercado.

Los pantalones, en este caso, mostrarán un tejido viejo. Los jeans aparecen como desteñidos con rotos en los lados que dejan ver parte de los muslos. En el verano eran las transparencias y ahora, siendo algo menos sutiles, llegan los rajados. Sin moderación se busca la provocación y por eso mismo, cuanto más roto esté nuestro pantalón, mas tendencia marcará.

Ajustados a más no poder, tanto pantalones como leggins se convertirán en una segunda piel.

Regresan los chalecos vaqueros decorados con pins, los cinturones con tachuelas y las pulseras de cuero serán los principales complementos que nos acompañen.

Los estampados de felinos y águilas también serán los protagonistas del otoño.

Y como el rollo salvaje es lo que prima esta temporada, no podemos olvidar los colores militares, que también colorearan nuestras prendas, acompañados de tachuelas y motivos en dorado que darán ese toque de “glamour” a lo salvaje.

Las calaveras, cruces, tachuelas… decorarán bolsos, zapatos, pendientes…y todos los complementos que llevemos puestos.

Este otoño esconde tu frente porque regresa el flequillo

Las últimas tendencias en cuanto al moldeado de nuestro pelo nos hacían retirar la melena del rostro y dejar que nuestros ojos pudiesen tener una panorámica completa de todo lo que tuviésemos que ver.

Las melenas largas, con cortes rectos y sin peinar han estado causando sensación entre todas las cabezas femeninas desde que en la pasarela del invierno pasado los modistos se inclinasen por esta tendencia que iba acompañada de flequillos largos que apenas se disimulaban del resto del corte, la raya en medio y los recogidos con trenzas eran el resto del conjunto que afianzaba esta moda.

Pero este año, las pasarelas de Emporio Armani, Elie Saab ó Jean Paul Gaultier han dejado claro que esa tendencia ya es agua pasada y que ahora apuestan por enmarcar los ojos bajo un flequillo que tenga forma natural, larga y desenfadada.

El flequillo puede servir para disimular una frente larga o corta, para ambos casos, con dejarlo a ras de cejas podemos solventar este pequeño defecto.

Durante este Otoño, el lema es la Naturalidad, por eso los peluqueros más consagrados como Cerdán aconsejan los flequillos degradados y los flequillos-mecha.

El primer modelo despeja el rostro y logran un efecto bohemio mientras que la segunda opción permite el fácil peinado del pelo con los dedos, son menos arriesgados y más prácticos.

El flequillo-cortina es otra modalidad idónea para todas aquellas que posean una melena brillante y en cantidad y un rostro ovalado, ya que hará sus rasgos mas alargados. También es perfecto para disimular narices grandes en rostros pequeños.

Es un flequillo muy recurrido para realizar recogidos bajos y por aquellas personas que utilizan gafas grandes. Un referente que podemos tomar son Katie Holmes ó Jessica Alba.

El flequillo recto es de los más utilizados, suele sentar bien a las personas que tienen una frente grande y su cara es ovalada ó usan gafas medianas. Un ejemplo pueden ser Mónica Belluci o Elsa Pataky.

Curvo y hacia dentro, este modelo sigue la forma del recto pero a los lados tiene algunos mechones más largos que sirven para redondear rostros alargados. Se recomienda para rostros finos y el corte debe hacerse con más cantidad de cabello para dar un aspecto tupido. Un ejemplo en el que podemos observarlo es en la figura de Liv Tyler.

El modelo recto y alargado es el perfecto para convertir un rostro con facciones cuadradas en uno ovalado. Se corta de sien a sien y para suavizarlo se descarga algo de los lados. Un ejemplo de este corte lo encontramos en Kim Kardashian.

Las consecuencias físicas del estrés

El ajetreo de la ciudad, los problemas en casa, en el trabajo, el regreso de las vacaciones… Todos, son circunstancias que influyen en nosotros y nos modifican tanto por dentro como por fuera.

Psicológicamente, acaban minando la moral y la autoestima sí no les encontramos una rápida solución, pero físicamente también repercuten en nuestro cuerpo, ocasionando las típicas preguntas ante todos los que nos ven que dicen ¿Estás bien, pareces cansada? ó ¿Estás muy delgada, te pasa algo?

Los efectos del estrés en nuestro físico, suelen aparecer en la piel y en el peso en un primer momento.

La piel, es el órgano mas grande de nuestro cuerpo y por eso el que más achaca el estrés que sufrimos, según el Dr. Ricardo Ruiz, dermatólogo de la Clínica Dermatológica Internacional, “piel y mente están estrechamente relacionados y las consecuencias psicológicas repercuten rápidamente en la piel con problemas como el acné, rosácea, dermatitis seborreica, psoriasis o sudoración excesiva”.

Las consecuencias del estrés sobre la piel aportan un contenido negativo estético sobre nuestra imagen y esto provoca otra fuente de estrés, muchas personas que reflejan su estrés a través del acne sufren heridas al rascar el sarpullido por ejemplo.

El pelo, también sufre estos daños, por ejemplo, la alopecia o la aparición de canas son dos reflejos de padecer este estado anímico, además el estrés también afecta al crecimiento del mismo haciendo que este se estanque.

Las uñas, se debilitan y son más propensas a partirse o a no crecer, incluso tienden a amarillearse ofreciendo un aspecto insano.

El peso, al igual que el resto de los aspectos tratados anteriormente también se ve modificado cuando estamos pasando por este estado anímico. En algunas ocasiones suele aumentar, pero normalmente, la pérdida de varios kilos es lo que encontramos cuando subimos a la báscula.

La falta de apetito y desgana son las principales causas de esta perdida de peso, la ausencia de motivación y la preocupación que nos da vueltas por la cabeza no deja que nuestro estómago haga espacio a la comida y se refleje en un aspecto mas demacrado que hace que  nuestro entorno se preocupe.

Cómo podemos observar, son muchas las consecuencias que reflejan este estado, sin olvidarnos de las psicológicas, por eso, en el momento en el que comencemos a sentir esta dolencia debemos acudir al especialista, para que este analice la situación y nos paute un tratamiento a seguir.

La realización de deportes al aire libre, creación de espacios de ocio en nuestra rutina o la hipnosis, pueden ser buenos aliados para evitar el tan temido estrés y así no tener que recurrir a medicaciones más fuertes para nuestro organismo como son los antidepresivos.

Depuración tras las vacaciones

Antes de comenzar las tan deseadas vacaciones iniciamos un proceso infernal para que el biquini se convierta en nuestro. Muchas llegamos al objetivo e incluso lo superamos haciendo que el traje de baño nos siente como un guante, perdida de peso, tonificación de las piernas, el abdomen, eliminación de la celulitis, saneamiento de pelo…

Pero, ¿qué pasa cuando llegamos a la playa?, el estrés al que hemos estado sometidas durante todo el año y más en estos últimos meses intentado estar perfectas debe salir por algún sitio…y lo hace cuando vamos al chiringuito, al quiosco de helados, cuando paseamos por el paseo… el picoteo, beber alcohol, dejar de practicar deporte y de recurrir a las cremas que nos prometían la eliminación de la piel de naranja.

Todo esto se refleja cuando la quincena de nuestras vacaciones ha terminado y regresamos a casa y nos reencontramos con la báscula, o con la ropa que utilizamos normalmente para ir al trabajo.

El peso ha aumentado, el pantalón ya no sube y la blusa no cierra como es debido…

Al síndrome post-vacacional se le une la prisa por desprendernos de esos kilos demás que hemos cogido tan rápido como los perdimos de forma tan rápida en los dos meses anteriores.

Antes que nada, cabe resaltar que los milagros no existen y que esa perdida de peso que experimentamos antes de irnos a la playa era un espejismo. La constancia en nuestro cuerpo con el deporte y la alimentación son las claves para conseguir la estabilidad plena y no sufrir la desilusión que hemos sufrido cuando hemos regresado de las vacaciones y hemos despertado del “sueño”.

Siguiendo la pauta anterior de la constancia, os proponemos algunas claves para regresar al estado en el que nuestro cuerpo se encuentre bien.

En primer lugar no hay que saltarse ninguna comida, sí alimentamos poco nuestro organismo, este ahorra el máximo de energías y por ello consume menos, es preferible comer mas veces al día en menores cantidades.

El agua, como os informamos en post anteriores, es la mejor aliada que podemos tener, fuente depuradora, nos ayudará a eliminar todas las toxinas acumuladas en nuestro cuerpo y a evitar muchas enfermedades.

No tienes porque comenzar una dieta, ya que a muchas esa palabra les da miedo, simplemente puedes cambiar algunos alimentos de tus comidas habituales, por ejemplo sustitúyelos por aquellos que son denantes y depurativos como la piña, el calabacín, los espárragos y las alcachofas. Junto con el agua y las infusiones ayudaran mucho a reducir tu peso sin tener que iniciar una estricta dieta.

Cuando estamos fuera de casa solemos sufrir estreñimiento, hinchazón abdominal y malas digestiones, por eso, en vez de recurrir a la farmacia debemos aumentar nuestra ingesta de productos integrales ricos en fibras y todos aquellos ricos en prebióticos. Solucionarán nuestros problemas con la flora intestinal y ayudaran a su mejor tránsito.

Cuando cocinemos debemos regresar a la cocina sencilla, utilizando el horno, el microondas, el papillote o la cocina al vapor, además de abandonar la sal y recurrir al fascinante mundo de las especias que se encargarán de aliñar los platos sin que nuestro organismo sufra.

Mantener una rutina de ejercicio diario mínimo de treinta minutos será suficiente para ayudar a reducir nuestro peso.

Día a día, con el seguimiento de estos consejos llegaremos al siguiente verano sin tener que recurrir a la Operación Bikini.

Uñas, cuídalas y llévalas a la moda

Siendo el reflejo de la personalidad de todos nosotros y constituyéndose en muchas ocasiones como nuestra tarjeta de presentación, las uñas, están expuestas constantemente a múltiples daños y son más vulnerables, por eso os proponemos algunos consejos para evitar que sufran y que gocen de un aspecto envidiable.

Unos de los principales daños que causamos a nuestras uñas viene producido por el estrés, cuando estamos en situaciones de nerviosismo o aburrimiento tendemos a mordisquearlas, además de ser un hábito mal visto ante el público es dañino para nosotros mismos ya que el esmalte se daña, la uña pierde fuerza y se acaba fraccionando ocurriendo lo mismo con el esmalte de nuestra dentadura, para evitar esto, en muchas ocasiones se recurre a pintarlas con esmalte transparente que hace que morderlas nos cause una sensación de desagrado al introducirla en nuestra boca.

Otro problema que solemos encontrar es el de las cutículas, bajo ningún concepto se recomienda que las cortemos con cortaúñas, lo ideal, es que dejemos nuestras manos metidas en agua tibia durante unos minutos, de esta forma las cutículas se reblandecerán y permitirán que con palos de naranjo podamos ir levantándolas poco a poco para posteriormente utilizar el quitacutículas y quitarlas permitiendo el crecimiento de la uña.

El uso de un cepillo de uñas es el instrumento idóneo para eliminar todas las partículas que puedan acumularse bajo la superficie, lavarlas con agua fría es la medida perfecta para favorecer al fortalecimiento de la uña y recurrir a cortarlas siempre con un cortaúñas o tijera especial siempre después de haberlas lavado.

Sí queremos darlas un aspecto más sano blanqueándolas, podemos recurrir a una mezcla de 250cc de agua caliente y una cucharada de agua oxigenada, pero solamente dos veces por semana.

Para que estén hidratadas recurrir a la vaselina es una medida perfecta, después del baño aplicar vaselina o crema hidratante alrededor de las uñas y por las cutículas favorecerá a la nutrición además de permitir que las cutículas se eliminen mas fácilmente.

Últimamente todas recurrimos a los esmaltes para vestir nuestras uñas pero son perjudiciales para la transpiración de la uña y las debilitan por eso antes de pintarlas debemos aplicar una base endurecedora que favorecerá el fortalecimiento y las dará brillo.

En cuanto a los colores, los fluor son los que están causando furor, combinando colores complementarios o pintando cada una de un color haremos que nuestras manos sean las protagonistas de todas las miradas.

Los pintauñas troquelados también están teniendo mucha demanda sobre todo los que crean estampados de colores o psicodélicos.

Pero sin duda alguna la ultima moda es la de las Uñas Efecto Caviar, tras aplicar el esmalte, cuando aún esta húmedo ponemos unas bolitas que simulan el caviar y que podremos encontrar en cualquier tienda que vendan artículos de peluquería.

Este año debemos olvidarnos de las uñas largas o postizas porque la tendencia que se esta siguiendo es la de uñas cortas y rectas, que además de permitirnos estar a la moda nos dejaran desarrollar el día a día de forma más cómoda.

Los mejores remedios naturales para cuidar el cabello

Durante el verano, una de las partes de nuestro cuerpo que más sufre el paso del sol y el agua del mar es el cabello.

Aunque utilicemos mascarillas o cubramos la cabeza con pañuelos siempre acabamos con puntas quemadas, menos brillo, pérdida de volumen…

Uno de los principales consejos que se dan al comienzo de las vacaciones es realizar un corte de pelo, sanear las puntas y evitar cualquier tinte son las medidas que se dan para evitar que el cabello se castigue mas en este periodo, pero no muchas de nosotros hacemos caso de las advertencias y continuamos haciendo lo que hacemos a lo largo del año.

Para evitar que nuestra melena no acabe mal os proponemos algunos consejos para cuidarla después de las vacaciones.

Limón y Miel, exprimiendo un limón y añadiendo cinco cucharadas de miel obtendremos una mezcla que deberemos añadir en nuestro cabello dando suaves masajes que activarán nuestra circulación, deberemos dejarlo durante una hora y posteriormente enjuagar el cabello y lavarlo como lo hacemos normalmente.

El Aguacate o Palta es otro producto que podemos utilizar para reparar el cabello dañado. El aporte de vitamina E así como los ácidos grasos que tiene hacen que a través de la pulpa que obtendremos exprimiéndolo, la apliquemos sobre el cabello durante media hora y luego enjuagaremos con agua fría para posteriormente lavarlo como de costumbre.

El uso de Aceite de Jojoba es otro tratamiento natural que más efectividad tiene sobre la reparación del cabello. Aplicándolo sobre el cuero cabelludo y el resto del pelo durante tres veces por semana ayudaran a la hidratación del pelo y a su fortalecimiento. Después de enjuagar el aceite deberemos esperar tres horas para lavar nuestro pelo como lo hacemos normalmente.

Mezclando una yema de huevo con una cucharada de miel y tres de aceite de oliva obtendremos una composición que aplicaremos en nuestro cabello y después de media hora podremos lavarlo como de costumbre.

El yogurt natural también es un hidratante para nuestro cabello. Si aplicamos dos yogures naturales sobre el cabello y cubrimos la cabeza con film transparente evitando que transpire y no entre el sol harán que nuestro cabello se fortalezca y nutra.

Una vez por semana podemos aplicar bicarbonato a la ración de shampoo que utilicemos para lavarnos la cabeza que tendrá efecto de limpieza profunda y renovadora y ayudará al fortalecimiento de nuestro cabello.

Para que estos remedios causen efecto deben realizarse de forma constante y además seguir otros como vigilar la alimentación, evitar el exceso de secadores y planchas así como los productos que contengan químicos como el amoniaco.

Utilizar un acondicionador después de cada lavado y siempre aplicándolo de la mitad del cabello a las puntas y acudir a la peluquería cada dos meses para sanear las puntas son también algunas medidas que ayudaran a mejorar la calidad de nuestro pelo.

Cuando apliquemos los tratamientos naturales deberemos cubrir nuestro cabello con una toalla que este templada ya que el calor ayudará a que el tratamiento actúe más rápidamente.