Labios burgundy, tendencia de otoño

El otoño nos devuelve una vez más los imprescindibles de belleza que serán los protagonistas de nuestra paleta de colores.  El color burgundy o borgoña, un intenso granate con varias tonalidades que simulan el color de la sangre, vuelve a estar a la moda.  Una tendencia que se llevó mucho en los años 20, donde la palidez de las mujeres de la época contrastaba con el intenso color borgoña.  Pero este color no es sólo para los rostros más blancos, pues queda genial en todo tipo de pieles, también en las más morenas.

El color burgundy cobra vida propia en un rostro que no necesita nada más para lucir toda su belleza.  La clave es hacerle sentir el protagonista de nuestro maquillaje, por lo que el nude se convierte en el mejor aliado del burgundy . Es decir, una base de maquillaje con un toque de color marrón o rosado en los pómulos  que aporte naturalidad a nuestro rostro.   Si buscamos destacar nuestros labios no debemos sobrecargar otras zonas como los ojos, que quedarán ideales con una máscara de pestañas y un buen rizador para agrandar nuestra mirada.  Para un look de noche podemos utilizar algunas sombras en tonos tierra y un eyeliner que nos harán sentirnos más arregladas para la ocasión.

Tanto para un look de día como de noche, el burgundy será el toque de belleza que te dará fuerzas para comerte el mundo.  ¿Te atreves con esta tendencia?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *