Olvídate de las ojeras

Por cansancio, por estrés ó por genética podemos mostrar en nuestro rostro, las tan antiestéticas ojeras.

Esa coloración más oscura debajo de nuestros ojos o incluso en la parte superior del párpado da un aspecto poco saludable e incluso demacrado a nuestra cara, dibujando una mirada triste y perdida.

Sí aun no las tienes, te damos algunos consejos para evitar que sean visibles.

Por ejemplo, tener una dieta en la que los aportes de vitaminas A, B y C, el zinc, el calcio y el fósforo sean esenciales, ya que ayudan a la hidratación y rejuvenecimiento de nuestra piel. Algunos de los alimentos a los que podemos recurrir para ello son las espinacas, zanahorias, tomates, soja, cereales integrales…

Descansar y dormir las horas necesarias es fundamental para evitar su aparición.

La exposición al sol es otra causa que origina que esta zona de la piel sufra alteraciones, por ello, debemos evitar tomar el sol en las horas puntas así como proteger esta zona con un protector solar, durante todo el año.

Sí se toman ciertos medicamentos como los antidepresivos, que son fotosensibilizantes, también debemos evitar la exposición al sol ya que la piel es más sensible al sol.

Evitar golpes y frotar esa zona es recomendable, ya que la dermis es más fina y los vasos sanguíneos que la componen tienden a romperse.

En el caso de que las padezcas, existen multitud de plantas que te ayudaran a eliminarlas progresivamente. La Fitoterapia es un tratamiento realizado mediante hierbas y hortalizas que ayudan a blanquear y reducir la hinchazón de las ojeras sin necesidad de recurrir al láser o a la cirugía.

Sí queremos blanquear la zona, utilizando perejil o el zumo del limón o la rayadura de zanahoria podremos notar los efectos. En el caso del limón deberemos aplicar unas gotas de su zumo en la zona de forma diaria, mientras que con el perejil y la zanahoria deberemos preparar una pasta que dejaremos sobre esta zona 15 minutos para posteriormente lavarnos con agua muy fría.

Sí nuestro problema esta más relacionado con la hinchazón deberemos recurrir a las infusiones de té ó manzanilla. Aplicándolas con una gasa sobre la zona durante 15 minutos diariamente, antes de ir a dormir favoreceremos a que la zona inflamada baje.

También podemos aplicar aceite de almendras sobre este área ya que tiene propiedades que relajan la zona.

El pepino y la patata, cortados en rodajas y puestos sobre esta zona durante diez minutos diariamente ayudan a la desinflamación de los párpados.

La Mejorana ó Origanum Mejorana se utiliza para este problema, machacando unas hojas y mezclándolas con miel, obtendremos una pasta que deberemos aplicar en esta zona durante diez minutos para posteriormente aclarar con abundante agua fría.

El uso continuado de estos remedios ayudaran a la atenuación e incluso eliminación de las tan antiestéticas ojeras y te proporcionarán un aspecto más brillante a tu rostro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *